Ya sabemos que tenemos que dejar la casa a las doce, pero ¿Podríamos quedarnos hasta después de comer?
Efectivamente, la hora de salida son las doce. Si esperamos otros clientes debemos preparar el alojamiento antes de recibirles, esto lleva su tiempo. Consulte, sin embargo ese mismo día.

¿A que hora podemos entrar en la casa?
Lo habitual en los alojamientos de alquiler completo, casas o apartamentos, es a partir de las 5 de la tarde.
Ya hemos dicho que los clientes que salen ese día pueden estar hasta las doce y necesitamos tiempo para poner en perfecto orden el alojamiento.

¿Tenemos que llevar  sábanas y toallas?
De ninguna manera. La casa está equipada con ropa de cama y menaje de cocina. ¡Faltaría más!
Además, tienen a su disposición un juego de repuesto tanto de sábanas como de toallas.
Si la estancia es de más de una semana también hay un cambio de toda la lencería.

¿El jardín es sólo para nosotros?
El jardín es privado para uso de las personas alojadas en la casa. Hasta ahora nunca hemos tenido falta de espacio para nadie. Es amplio, los niños tienen sus columpios y los mayores sus mesas para charlar, leer, tomar un refresco o simplemente no hacer nada.

¿Ustedes viven en la misma casa?
Si. Pero totalmente independientes. No compartimos nada, salvo la puerta principal de entrada, los buenos días si nos vemos, y si apetece, un rato de conversación. Sin embargo,estamos a su disposición para asesorar en todo cuanto sea necesario, excursiones para hacer, visitas, restaurantes, etc.
Como no siempre estamos en la casa les facilitamos un teléfono para que en caso necesario puedan contactar con nosotros.

El gallo nos ha despertado pronto por la mañana. ¿Podría cantar algo más tarde?
Lo sentimos mucho. El gallo lleva su horario y hace su trabajo. No podemos hacer nada.
Generalmente canta al amanecer y es un buen momento para disfrutar de una luz diferente a la del resto del día. Se nos ocurren muchas ideas excelentes para llevar a cabo a partir de ese momento. Una es darse la vuelta y seguir durmiendo.